Reportaje

Cooper
Reportaje

CONCIERTO DE COOPER

Ni que decir tiene que Alejandro Díez continúa manteniendo la forma y la compostura tras dejar la carrera de sus once años en Los Flechazos, acompañado por su nueva banda de tres músicos, algo más jóvenes que él, de elevada notoriedad y asombrosa precisión, Alex sigue su camino, aunque esta vez de un modo más reposado, con clara intención de pasarlo bien y nada más. Para eso el viernes treinta se paso por Apolo, en una gira por cinco ciudades que le ha llevado a presentar lo que es su nuevo trabajo, un c.d single llamado 747, del que además se regalaba con la entrada un compacto con el tema de "Cierra los Ojos" del mismo álbum y que no encontraremos en las tiendas.

Sobre el escenario, se mostró directo, apenas sin pausa, aunque simpático, hay que reconocer que muchas caras de las que se hallaban entre el público le resultaban familiares, como él bien dijo. Fue intercalando temas del nuevo trabajo con algunas de las mejores canciones de Fonorama, aunque el éxito se lo llevo al final del segundo bis, dónde interpretó algunos temas en inglés, mientras en primera fila, algunas modettes bailaban descalzas y agitaban los brazos.

Se palpó en el ambiente esa sensación de acercamiento que sucede en los conciertos más familiares, menos fríos, dónde el público pide sin cesar más música, a pesar de la hora y algo de directo, y dónde además se da ese feed-back entre el músico y el público que lo vitorea incansablemente.

Estallido de colores para una noche púrpura, a la vez que entrañablemente entretenida, dónde se dejaron escuchar las melodías más potentes, junto a las palabras más dulces, surgidas de la garganta de Alejandro, sin duda una persona sensible y sencilla, pero con dosis de gran personalidad, que rodearon el entorno de una atmósfera prácticamente mágica.

ENTREVISTA A ALEJANDRO DÍEZ PARA POPCHILD

Tras repetidas llamadas al teléfono de Alejandro, finalmente nos colamos en el Apolo, mientras baja a saludarnos alegremente y nos dirigimos por entre el entresijo de escalones detrás del escenario a la parte del backstage de la mítica sala. "Aquí se puede hablar más tranquilo" dice, y empezamos la entrevista, grabadora en mesa.

Popchild: Para empezar, nos gustaría saber a que se debe esta necesidad de sacar un c.d single, es algo estético, auto complaciente, o simplemente queríais escapar del hecho de encerraros en un estudio? Pretendéis apartaros de la escena?

Alejandro: Sí, en realidad es porque nos gusta ese formato. Yo siempre he comprado singles, es la manera como consumo la música, también he comprado álbumes completos, pero el formato del single me gusta más, tanto para escuchar como para trabajar con él. Además, el álbum tiene una trascendencia especial, te la juegas mucho, la gente espera mucho de ello, en cambio en single todo es mucho más relajado, tanto para el oyente como para el músico, y la verdad es que yo ya no estoy mucho para comerme la cabeza (risas)…lo único que pretendo es divertirme.
Y bueno, de lo que nos queremos apartar, más que nada es de la industria, estamos en una posición privilegiada, podemos mantener nuestra política de ese modo sin necesidad de preocuparnos de las repercusiones comerciales. Creo que tenemos suerte de que eso no nos importe. Queremos pasarlo bien y sacar buenas canciones cuando apetezca que las oigan los amigos.

Popchild: Que impresiones intentas retrasmitir en este disco, puesto que en Fonorama, vuestro anterior álbum, las canciones hablaban de aspectos muy personales. Se puede hablar de aquel disco como el paréntesis de una etapa a otra?

Alejandro: Bueno, las canciones yo casi siempre las compongo más o menos del mismo modo. En Fonorama rompí con algo personal que había durado once años y mostré que lo que quería hacer, si lo hacía solo, era lo que hago con Cooper y yo creo que la gente lo entendió bastante.

Popchild: Se puede considerar entonces un disco más maduro que algunos de los editados con Los Flechados, dado al carácter más informal que tenían aquellas canciones más de directo?

Alejandro: Pues más personal está claro que fue el disco. Esta vez con 747 me han llegado a decir que es el disco pesimista de Cooper, que suena muy triste, y yo no me había dado ni cuenta, quizás es cierto que las cuatro canciones tengan un poso de acritud o pesimismo, desde luego "Cierra los ojos" no lo tiene, es mucho más positiva. Supongo que son etapas que tiene la gente y que eso se refleja a la hora de componer las canciones. Lo que he pretendido con el disco es, dentro de las posibilidades que te marca un single de cuatro temas, un disco variado, con canciones rápidas, lentas o medio instrumentales. De hecho llevamos una tanda de dos singles, a ver cuando cae el tercero…igual en octubre o así saldrá el siguiendo, intentando hacer un poco lo que se hacía en los sesenta, ir sacando singles, hasta que salía el álbum, quizás esa sea la manera en que vamos a funcionar a partir de ahora.

Popchild: Esto significa que os queréis volcar más en los directos que en la idea de ponerse a grabar en el estudio?

Alejandro: Que va!!!. Si además tenemos chollo, Mario el guitarrista tiene un estudio de grabación en León que está muy bien, y de hecho es dónde solemos grabar nuestros discos. Las dos cosas nos gustan, tanto tocar, como grabar, son distintos lenguajes y disfrutamos de los dos de igual modo. El lenguaje en directo es muy imperfecto, pero muy rico en matices. Como no tenemos nada que demostrar, ni una carrera que defender, vamos a nuestro ritmo, nada más.

Popchild: En este momento, como ves la escena leonesa musicalmente hablando?. Y sobre el tema del Purple Weekend, contáis con el apoyo de las instituciones, es cierto que quizás este año no se celebre?

Alejandro: Pues ahora mismo hay mucho ambiente de grupos que van saliendo. Como en todas las ciudades pequeñas, los estilos son variados, pero dentro de la escena de pop, que es la que me interesa a mí, están Galáctica por ejemplo, que montan un festival, tocan por toda España, editan discos, han estado en los conciertos de Radio 3, tienen su base de fans en sitios distintos, y son los que han abierto un poco este movimiento, dónde también han surgido otras bandas de pop y electro-pop, como Polaroid o Low-fi. Hay muchas cosas, también está el Purple que organizamos mi mujer Elena y yo. Y en cuanto al apoyo de las instituciones, no nos podemos quejar, porque en realidad son ellos los que lo defienden, otra cosa es que sea suficiente. No sabemos lo que ocurrirá este año, acaba de haber elecciones, ya veremos si al alcalde y al ministerio de cultura les gusta el proyecto, que yo creo que sí. Quizás este cese se deba más a algo personal, ya que son dieciséis años organizándolo, es cierto que hemos podido traer hasta nuestra ciudad a nuestras bandas favoritas, nuestros ídolos, pero llega un momento que da pereza, no mucha, pero es hipotecar cuatro meses al año de tu vida para que todo vaya bien, además hay que tener en cuenta que no lo hacemos profesionalmente, no lo hacemos para ganar dinero, sino por pura ilusión. Vamos a ver que pasa…

Popchild: Notáis que cada vez va llegando a vuestro Festival diferente tipo de público?

Alejandro: Es que como prácticamente mods no hay, aunque son la mayoría, es normal que vaya llegando diferente público, llegan de diferentes ciudades y también del extranjero. Básicamente acude aquella gente a la que le gustan los directos, los grupos de rock y de pop, pasar toda la noche bailando música que no sea electrónica, sino basada en las guitarras, percusiones y melodías, que es lo que les encanta.

Popchild: Y vuestra reciente faceta de pinchar discos de dónde viene?, lo habíais hecho antes ya?, además en vuestro festival, otorgáis espacio a este tema dónde suelen pinchar Eneida y Sergio G, no?

Alejandro: Sí, hemos tenido a los más importantes dj’s de música mod internacionales, y de aquí Barcelona a gente como Eneida, Sergi. Ahora hay mucho nivel en el panorama nacional de este tipo de dj’s. Por el tema de pinchar, pues yo ya llevo años pinchando en eventos mod, sobretodo, últimamente también en clubs de las ciudades dónde me llaman, aquí en Barcelona he estado en el Magic, en el Mond Club…

Popchild: Crees que como ocurre en la historia, en la música todo forma parte de ciclos que se van repitiendo? Que todo va y vuelve varias veces. Como ves tú el panorama musical actual? Crees que puede surgir algo nuevo?

Alejandro: Yo creo que nunca va a volver como era en su época, que sonará diferente. No se que va a ocurrir en la música, a veces me preguntan y la verdad es que me rondan más preguntas por la cabeza que respuestas. Puede que en la electrónica ocurra algo, pero es que como lo que a mí me gusta son el ruido y las guitarras…

Popchild: Entonces porque grupos actuales apostarías o creéis que estáis influenciados?

Alejandro: Es difícil decir si te ha influido o no. Yo escucho grupos cercanos al rock y al punk, como los White Stripes, Libertines o Strokes. También escucho grupos de power-pop, como Miracle Bra o Electric Soft Parade, de los que me encanta su último disco. No se si me influyen o no, tan solo disfruto escuchando música nueva. En el grupo, Mario es más clásico, escucha cosas de lo que se denominó brit-pop, también le gustan grupos americanos de armonías, como los Lemonheads. Pablo, el bajista, escucha, a parte de todo eso, grupos más tranquilos como Come, por ejemplo.

Popchild: Y la industria a nivel nacional, la veis preparada, creéis que falta mucho por hacer. Notas tú la diferencia con hace algunos años?

Alejandro: La verdad es que me da igual. Lo único que veo es que cada vez se venden menos discos, pero no me preocupa. Y hay sellos buenos, por ejemplo Houston Party de aquí, que es impresionante y que hace una labor de recuperación de bandas americanas y nacionales que está de puta madre. También Mushroom Pillow, Elefant, hay gente que tiene las ideas muy claras, lo que ocurre es que luego salen bandas en la tele que te preguntas que quién los habrá fichado, a quién se le habrá ocurrido?, pero en fin.

Popchild: Para finalizar Alex, nos podrías decir cuales son vuestros próximos proyectos más inmediatos de cara a este año?

Alejandro: Pues mira, mañana estaremos en Vitoria, el fin de semana que viene me voy a pinchar a Alemania, a un festival, luego tocamos en Madrid y Valencia. Después vienen los conciertos de verano, nos han llamado para actuar en un festival de Miranda de Ebro, con Deluxe y los Happy Losers. También surgen cosas, acabamos de estar con unos amigos de Tarragona que nos quieren llevar a las fiestas de la ciudad en septiembre, que también nos apetece mucho y supongo que intentaremos editar otro disco de tres o cuatro canciones en octubre o noviembre. Hay cosas…

Con la agenda apretadísima dejamos a Alejandro Díez que se prepare para salir al escenario dónde le están esperando sus fieles seguidores. Debe cambiarse de ropa, afinar algún instrumento. Y se despide cordialmente de nosotros, mientras que la luz de su móvil no cesa de encenderse cada vez que alguno de sus innumerables amigos barceloneses lo llama para recordarle que estará entre las primeras filas del concierto de esa noche que no piensa perderse por nada del mundo.

















"Alejandro Díez"




Por: Sandra  


© 2000-2018. All rights reserved. Popchild.com